FAHRENHEIT 451. 100 ANIVERSARIO

FAHRENHEIT 451. 100 ANIVERSARIO

Editorial:
EDICIONES MINOTAURO
Año de edición:
Materia
LITERATURA
ISBN:
978-84-450-0854-6
Páginas:
304
Encuadernación:
Cartoné
Colección:
SIN COLECCION
24,95 €
IVA incluido
En stock
Añadir a la cesta

Fahrenheit 451: la temperatura a la que el papel se enciende y arde.Guy Montag es un bombero y el trabajo de un bombero es quemar libros, que están prohibidos porque son causa de discordia y sufrimiento.


El Sabueso Mecánico del Departamento de Incendios, armado con una letal inyección hipodérmica, escoltado por helicópteros, está preparado para rastrear a los disidentes que aún conservan y leen libros.
Como 1984, de George Orwell, como Un mundo feliz, de Aldous Huxley, Fahrenheit 451 describe una civilización occidental esclavizada por los medios, los tranquilizantes y el conformismo.


La visión de Bradbury es asombrosamente profética: pantallas de televisión que ocupan paredes y exhiben folletines interactivos; avenidas donde los coches corren a 150 kilómetros por hora persiguiendo a peatones; una población que no escucha otra cosa que una insípida corriente de música y noticias transmitidas por unos diminutos auriculares insertados en las orejas.
«He aquí la razón por la que Fahrenheit 451 nunca dejará de fascinarnos. Contiene el alma de un niño de nueve años, y el deseo primigenio de la libertad que, cómo no, tiene la forma, el apetitoso aspecto, de un libro. Un libro que es a la vez todos los libros y que jamás arderá porque lo llevamos dentro.» Del prólogo de Laura Fernández
«Este libro es una advertencia. Nos recuerda que lo que tenemos es valioso y que a menudo nos apresuramos dema­siado a dar por sentado que las cosas que valoramos no van a desaparecer. […] Releí Fahrenheit 451 en mi adolescencia y para entonces se había transformado en un libro que habla­ba sobre la independencia personal, sobre la importancia de pensar por uno mismo. Sobre atesorar libros y sobre la disi­dencia que se encierra entre las cubiertas de un libro. Sobre el hecho de que los humanos empiezan por quemar libros y acaban por quemar a otros seres humanos. […] Su esencia se mantiene incólu­me, y las preguntas que Bradbury plantea conservan su vali­dez y su importancia.» Del prólogo de Neil Gaiman

Otros libros del autor